EL BOYERO RAMÓN

De la espesura del monte

Brotado de la picada,

con trote y sin apuro

va saliendo un mala cara.

Es el montado Ramón,

un boyero de confianza,

que con un vasto muy pobre

ensilló su mala cara.

Por eso la ropa diaria

de corralera y bombacha,

canillera, caña corta

y unas viejas alpargatas.

Un pañuelo batarás,

el cinto sobre la faja

y la bolsita de enrole

sobre su pecho terciada.

Un sombrerito de paño

con toda el ala quebrada,

como dando paso al sol

pa´ que se quede en la cara.

Ahí va Ramón Escobar,

un boyero de confianza.

Nomás falta doce leguas

para tomarse una caña!

Autor: Luis Landriscina 

Compositor: Mario Raúl Barboza

Ilustración: Eugenio Led

Versión de Juan Pablo Barberán y Tajy